Truco que mejora el rendimiento de los PC Gaming con gráfica Nvidia. - Virtual Gamer

Truco que mejora el rendimiento de los PC Gaming con gráfica Nvidia.

Te explicamos cómo puedes mejorar el rendimiento de tu PC gaming con gráfica Nvidia en cuestión de segundos. Es realmente sencillo y el truco consiste en hacer que tu ordenador marche a toda máquina, independientemente del consumo de energía que eso implique. Es ideal para jugar a juegos exigentes.

El truco para aumentar la potencia de tu PC Gaming con gráfica Nvidia implica aumentar considerablemente el consumo energético de la misma. Eso puede carecer completamente de importancia en un ordenador de sobremesa -aunque quizás lo notes en la factura de la luz-, pero no en un portátil.

Queda de tu parte decidir si te merece la pena o te compensa reducir la autonomía de tu portátil para poder jugar a tu juego favorito a más FPS. Sin duda no vas a tener más remedio si los juegos te funcionan a saltos y no de forma fluida, pero si no necesitas este ajuste, lo recomendable es no ponerlo en práctica.

Eso sí, al menos aumentar el rendimiento de tu ordenador gaming en videojuegos te permitirá saber hasta dónde puedes llegar con él. Dicho esto, veamos en qué consiste este ajuste de las tarjetas gráficas de Nvidia que permite exprimir todavía más su rendimiento a la hora de jugar en el ordenador.

El modo de ahorro energético: ahí está la clave

El problema que evita que tu ordenador de el 100% es que las gráficas Nvidia vienen con un software preinstalado para gestionarlas. Este programa configura automáticamente el modo ahorro de energía, algo que resta potencial gráfico a tu ordenador sin que llegues a darte cuenta a veces.

Lo normal es que si quieres que los juegos funcionen mejor en tu PC Gaming, entres a desactivarlo. Entre las opciones de las que dispones hay una de máximo rendimiento que te viene bien si estás tratando de correr un juego gráicamente muy exigente.

¿Cómo se hace para aumentar la potencia de tu ordenador gaming? Es fácil:

  • Haz click derecho en cualquier punto del escritorio
  • Accede a los Ajustes de Nvidia desde el menú contextual
  • Ahora dirígete a los Ajustes del 3D
  • En el apartado de Power Management Mode, elige Máximo Rendimiento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.